Quienes Somos

Entre nuestros miembros pueden encontrarse hombres y mujeres de edades variadas y diferente condición social, económica y cultural. Estamos unidos por nuestro problema común: EL ALCOHOL. El reunirnos a conversar y ayudar a otros alcohólicos, nos permite mantenernos sobrios y a dominar completamente el impulso por beber.

Creemos que no somos los únicos en tener la respuesta al problema del beber. Hemos comprobado que, ser parte de A.A. ha funcionado para la mayoría de nuestros miembros que aplican nuestras principios con sinceridad y que honestamente quieren dejar de beber. A través de A.A. hemos aprendido muchas cosas sobre el alcoholismo y sobre nosotros mismos, tratamos de mantener estos hechos bien presentes en nuestras mentes en todo momento, pues parece ser la llave de nuestra sobriedad.

Para Nosotros

LA SOBRIEDAD

· deber ser ·
siempre nuestra
primera preocupación

La consecuencia de nuestro beber y pensar alcohólico, también varía. Algunos de nuestros miembros se habían perdido literalmente, antes de ingresar a un A.A. en busca de ayuda. Habían perdido a sus familias, su puesto en la sociedad y su propio respeto. Habían vivido como vagabundos en muchas ciudades, siendo hospitalizados y encarcelados en incontables ocasiones, cometiendo muchos delitos graves contra la sociedad, sus familias, sus empleadores y contra ellos mismos.

¡Comienza una nueva vida llena de esperanza!

Estamos siempre dispuestos a recibir a todas aquellas personas que quieran cambiar su vida y comenzar de nuevo.

“Alcohólicos Anónimos es una comunidad de hombres y mujeres que comparten su mutua experiencia, fortaleza y esperanza para resolver su problema común y ayudar a otros a recuperarse del alcoholismo”.

El único requisito para ser miembro de A.A. es el deseo de dejar la bebida. No se pagan honorarios ni cuotas; nos mantenemos con nuestras propias contribuciones.